BLOGDROCHES Actualidad

Blogs de autor

Políticos

Filmoteca Solienses

Correo

Rincones olvidados

La indagación sobre las imágenes de arquitectura popular contenidas en el libro Itinerarios de arquitectura popular española, de las que venimos hablando, nos está ayudando a reconstruir rincones de nuestros pueblos que ya teníamos casi olvidados, en una prueba más -por si hiciera falta alguna- de lo frágil y quebradiza que es la memoria. Lugares y edificios que hemos visto durante nuestra infancia y juventud, en los que hemos vivido o junto a los que hemos transitado diariamente, nos resultan ahora irreconocibles y nos cuesta identificarlos, hasta que un pequeño hilo desenreda de nuevo el torbellino de los recuerdos.

José María Serrano cree haber identificado la foto de la puerta en arco que presenté en la anterior entrada con una antigua vivienda que existía en la calle Juan Torrico, 44. Para documentarlo, me manda una foto de una fotografía que cuelga en el Ayuntamiento de Pozoblanco y que eterniza no solo este encantador rincón, sino también una forma ya desaparecida de entender la vida en los pueblos, con gente conversando en la calle y niños jugando en las aceras. Por mi parte, he encontrado una imagen posterior de ese mismo sitio, quizás fechada en los años ochenta y perteneciente a una colección del Ayuntamiento. Finalmente, ofrezco el estado actual del lugar a través de una imagen tomada de Google Maps.


Fachada de una antigua vivienda de Pozoblanco en los años setenta. [Foto: Editorial Blume]


Puede tratarse de la fachada que se ve al fondo a la izquierda, en la calle Juan Torrico, según otra fotografía de la época que se conserva en el Ayuntamiento de Pozoblanco. [Gracias a José María Serrano por su aportación].


Imagen algo más reciente de ese rincón, quizás en los años 80, cuando la portada en arco ya había desaparecido.


Estado actual del lugar. [Foto: Google Maps].

1 comentarios :

Anónimo | sábado, septiembre 13, 2014 3:18:00 p. m.

Tras la necesaria comprobación para verificar si la fachada del presente artículo se corresponde con la de calle Santo Domingo, se puede concluir que no se trata de la misma.
Concretamente la casa se identifica con el número 40 de la calle, y casi como excepción ha perdurado hasta nuestros días, aunque ya en estado ruinoso.
La casa y fachada tienen características similares a la del artículo, con arco en su puerta de acceso que parece haber sufrido alguna modificación en su jamba derecha.
Cualquier persona puede ir a observarla y por un momento imaginar cómo eran las calles y las casas de los pueblos en que vivieron nuestros abuelos, bisabuelos y anteriores.

HdS

Publicar un comentario