BLOGDROCHES Actualidad

Blogs de autor

Políticos

Filmoteca Solienses

Correo

De cielos e infiernos


Juan Bautista Carpio, director de la Fundación Prasa.

Y he aquí que, como de pasada y por pura casualidad, nos enteramos de que nuestro Juan Bautista Carpio Dueñas resulta ser ahora el nuevo "flamante" director de la Fundación Prasa, cargo que hasta hace poco ostentaba Joaquín Criado Costa. El ascenso a estos cielos le llega justo cuando otros le invitan a descender a los infiernos. Gana, sin duda, la cultura de Córdoba, pero lo que siento es que quizás al mismo tiempo pierda, y no poco, la de Los Pedroches.

4 comentarios :

Anónimo | jueves, octubre 30, 2014 1:11:00 p. m.

Pues nuestro apreciado paisano Juan Bautista Carpio tiene un difícil dilema: Alcalde o Presidente de la Fundación P. Por un lado la Fundación P. ya no es lo que era. Es decir, no es que haya envejecido o que haya perdido facultades sino que los dineros son los dineros y estos han faltado con la crisis. Desde la época en que Don Joaquín Criado podía imponer condiciones a los solicitantes de subvenciones para sus proyectos hasta verse en dificultades para presentar un modesto programa, han pasado unos cuantos años. A no ser que ahora se pretenda dar un impulso a esta Fundación y el presupuesto suba. Es verdad que la imaginación y las colaboraciones con otras entidades pueden hacer milagros pero la pasta es la pasta. Don Joaquín tenía que pedir colaboración a personas y organizaciones para preparar actos culturales donde no cobraba ni el apuntador. Y así se ha ido esto manteniendo. Don Joaquín se ha jubilado, casi se ha hecho ya jarote adoptado y le va a venir muy bien su descanso. Juan Bautista, qué duda cabe, le puede dar un nuevo impulso a la Fundación. P. en todos los sentidos. La oferta es tentadora: vivir en Córdoba, un sueldo seguro que mejorado, hijos estudiantes, trato con autoridades y Presidentes de tal y tal, posibilidades de dar a conocer en la capital todo lo que culturalmente supone Prasa para la provincia y más que la provincia etc..
Pero ser alcalde de Pozoblanco es, para un tarugo, todo un reto: ¡ser Alcalde de mi pueblo y luchar por él, ahora que está en horas bajas! ¡Sacar a Pozoblanco de este bache y volverlo a situar en la posición de protagonismo que ha perdido! Difícil dilema. Yo me iría con la Fundación a Córdoba. Y tu mujer seguro que piensa lo mismo que yo. Un saludo y suerte.

Anónimo | jueves, octubre 30, 2014 2:15:00 p. m.

Y el museo de Torrecampo sin acabar...A ver si desde la Fundación lo impulsa.

Anónimo | viernes, octubre 31, 2014 12:49:00 p. m.

Qué bien traído el título de la entrada, ¿quién va a querer una alcaldía como la de Pozoblanco, en estos momentos, y despreciar un plato tan suntuoso? Es casi obvio. Personalmente creo que Juan Bautista Carpio es una de las pocas personas que, de forma innecesaria para su trayectoria, decidió dar un paso adelante en favor de su pueblo, incluso a sabiendas del calvario que le esperaba. La extraordinaria preparación y crédito profesional, unidos a su personal honestidad, hacen de él una pieza muy valiosa. No me extraña pues que tanto Prasa como el Psoe quieran beneficiarse de su presencia.
Pienso que a Juan Bautista debería ofrecérsele una responsabilidad superior, pongamos por ejemplo en la Junta de Andalucía, donde puede desarrollar una amplia y mejor política en su ámbito y, por qué no, Pozoblanco, Los Pedroches y Córdoba contarían así con alguien más por allí, que los tenemos escasitos; pero eso pertenece a otros intereses.
Aunque quizás lo que ahora nos falta a los tarugos son mártires de la política, esas personas que quieran entregarse y, después del fatal sacrificio que lo es, lograr un pueblo con ilusión y con futuro, crear un proyecto no condicionado a formas e intereses partidistas, ambicioso y claro en todos los frentes, con la participación de todos los ámbitos sociales, culturales y económicos, en fin, un pueblo como alguna vez fue Pozoblanco.
José María Sánchez.

Anónimo | viernes, octubre 31, 2014 10:05:00 p. m.

"decidió dar un paso adelante a favor de su pueblo,..."
Desde el momento que el PSOE pactó con Benito el paso fue a favor del partido PSOE, que es muy diferente, así él y alguno más de sus compañeros se han visto arrastrados a representar una farsa que han seguido voluntariamente, lo que ha provocado su suicidio político, desprestigiados absolutamente, además.

Publicar un comentario