BLOGDROCHES Actualidad

Blogs de autor

Políticos

Filmoteca Solienses

Correo

Juicios sobre La Parrillera


Grupo de actores participantes en el rodaje de "La Parrillera" [Foto: A.B.M.].

En 2009 se estrenó el cortometraje La Parrillera, una maquis por amor, producida por el Foro ciudadano para la recuperación de la Memoria Histórica de Andalucía y dirigida por Miguel Ángel Entrenas Liria, un aproximación a la figura de Manuela Díaz que ya en su momento nos pareció decepcionante. Ahora he leído la opinión al respecto de Francisco Moreno Gómez, autoridad en el estudio de la posguerra cordobesa, que no viene sino a confirmar el acercamiento cinematográfico fallido al mundo del maquis que esta película supone, y básicamente por su deseo de acentuar los elementos melodramáticos sobre los trágicos que conforman la historia.

Manuela Díaz, apodada La Parrillera, pertenecía a una familia de militantes izquierdistas de Villanueva de Córdoba, cuyos hombres, incluido su novio Miguel, se integraron en la guerrilla al finalizar la Guerra Civil Española. Detenida por ayudar a los fugados, Manuela sufrió vejaciones, palizas y torturas, pero no consiguieron que denunciara a los de la partida de «Los Parrilleros», en la que pronto se tendría que integrar ella misma, acosada por la Guardia Civil. En febrero de 1944, el jefe de la partida, Miguel, marido de Manuela, cayó muerto tras un enfrentamiento con la Benemérita y entonces Manuela se hizo cargo de los maquis, apodándose La Parrillera, hasta que en diciembre de 1944 la partida fue capturada en Fuencaliente. A ella le fue conmutada la pena de muerte, pero sus compañeros, Alfonso y José Antonio Cepas El Lobito, sufrieron peor suerte. Manuela recuperó la libertad en 1961. Había cumplido cuarenta y un años.

Refiriéndose a la película, Francisco Moreno afirma: "El guión es un desastre. Eso de la escena de una violación es una mentira, que además no venía a cuento. Lo que tenían que haber puesto era una escena de una gran paliza en el cuartelillo. Pero como aquí la cosa es banalizar por sistema, pues una de sexo, y marchando. Y los de la sierra por ahí entre las jaras con camisas blancas, para que los viera todo el mundo. Cosa de aurora boreal. Y luego el director va y declara que "La Parrillera se fue a la sierra por amor". Otra mentira. La Parrillera se fue a la sierra porque en el cuartel la molían a palos, para que declarara dónde estaban los suyos. Además, en la sierra, Los Parrilleros vivieron muchísimas aventuras que hubieran dado para toda una serie de Águila Roja. ¿Quién ha asesorado a este director sobre la vida de los maquis, sobre Los Parrilleros y sobre todo lo que fue aquello? En fin, un capítulo penoso".

El historiador de la guerra civil y la posguerra en la provincia de Córdoba hace estas declaraciones en un artículo titulado "El consejo de guerra de La Parrillera" que se publica en el número de abril del Boletín Informativo de la Asociación Familiar Jarota de Villanueva de Córdoba, en el que reivindica la figura de Manuela como una de esas personas "que han hecho Villanueva de Córdoba". Describe a La Parrillera como una mujer "humilde, cordial, inteligente, harta de sufrir en la vida". En el próximo número del Boletín Moreno seguirá contando las peripecias del consejo de guerra ("todo un calvario, de cincuenta estaciones, por lo menos") emprendido contra Manuela tras su detención en 1944.

0 comentarios :

Publicar un comentario