BLOGDROCHES Actualidad

Blogs de autor

Políticos

Filmoteca Solienses

Correo

Realidad y responsabilidad


Celebración del Día del Orgullo LGTBI en Hinojosa del Duque el pasado 28 de junio. [Foto: Ayuntamiento de Hinojosa del Duque]

Un tal Diego Gómez Palacios escribe en el último número del semanario La comarca un lamentable artículo titulado "¿Orgullo?". Ni siquiera lo voy a enlazar, para no darle más difusión. Estando aún tan reciente el Día del Orgullo LGTBI, produce vértigo (con sus náuseas incluidas) leer todavía cosas como "un maricón químicamente puro no hubiese escrito La Casada Infiel, sin haber disfrutado de una mujer" o "No puedo olvidarme de los mariquitas de siempre (...) Estos pobrecitos cuando ocurría en Córdoba algún suceso importante en que se sospechaba incidía el mariconeo..." o "¿Eres maricón o qué coño eres? ¿Quizá un degenerado? ¿Un loco vicioso?", y todo en este plan tan cutre, tan de otro tiempo y tan de otra sociedad y tan de otra educación. El articulista finaliza diciendo que su intención no es ofender ni molestar a nadie, y ello tras unas palabras que buscan intencionadamente el ultraje, aunque no se tenga la suficiente valentía para reconocerlo. Pero lo que realmente ofende y molesta es que artículos de tal naturaleza se publiquen en un medio subvencionado por catorce ayuntamientos de la comarca, los mismos que hace unas semanas colgaron sus banderas reivindicativas en los balcones de la casa consistorial. Ya dije entonces que la estampa de la bandera multicolor en los Ayuntamientos no representaba la realidad de los pueblos, sino que la realidad todavía, en muchos aspectos, se halla más cercana a la cavernaria opinión del tal Diego Gómez. Resulta lamentable que esfuerzos de sensibilización tan necesarios como aquellos se vean emborronados ahora por deyecciones mentales como esta, que implica muchos pasos hacia atrás, habiendo dado todavía tan pocos hacia adelante.

23 comentarios :

Anónimo | lunes, julio 24, 2017 12:01:00 p. m.

Lamentable por parte del director del periódico que haya permitido la publicación de este artículo. Creo que debería pedir disculpas al los lectores.

Anónimo | lunes, julio 24, 2017 12:35:00 p. m.

A poco que rascas en la superficie, sale la roña.

Anónimo | lunes, julio 24, 2017 1:09:00 p. m.

La frase "sin haber disfrutado de una mujer" (como quien dice "de un buen coche" o "de un whisky de doce años") es también de un machismo intolerable.

Anónimo | lunes, julio 24, 2017 1:27:00 p. m.

Habiéndose arrogado usted la función de censor, y habiéndose constituido usted, desde hace mucho tiempo, en una especie de "Vigía de Los Pedroches", que vigila muy bien y sin sectarismo alguno, y extiende certificados virtuales de "progreso", corrección política y ética, lo recomendable ahora para cualquier institución, organismo o empresa con relevancia pública de Los Pedroches, es sugerirles a ellos que, en cualquier actuación o acción pública o privada que tengan a bien realizar, le pidan autorización previa a usted para que sea usted el que fije y establezca los límites, y sea usted el que disponga de los instrumentos precisos para que tal acto o tal escrito u opinión se pueda o no realizar o salir a la luz.

En ese caso, ¿empezará pidiéndole permiso para difundir sus actos y publicitar sus opiniones alguna asociación que, tomando alegremente el nombre de la comarca entera, se arroga una representatividad que no le corresponde, canta himnos y enarbola banderas no constitucionales, tiene como aspiración subvertir el orden constitucional y de todo ello encuentra colaboración de algunos ayuntamientos y mucha publicidad gratis en ciertos blogs culturales de Los Pedroches?


Anónimo | lunes, julio 24, 2017 2:48:00 p. m.

Vergüenza ajena. Cómo es posible que se puedan decir tantas tonterías en un artículo? Si a algun@s les piden cárcel por comentarios en twitter a este "señor" qué le pedimos? Ah, que la justicia no es igual para tod@s! Mal va un periódico comarcal que permite tamaña salvajada, y encima pagada con dinero público.

Anónimo | lunes, julio 24, 2017 5:00:00 p. m.

Según narra él mismo durante sus primeros años vitales tubo algunas experiencias que posiblemente le hayan marcado negativamente para desarrollar una convivencia en armonía con el resto de la sociedad. Fue un joven que sufrió acoso en su juventud y eso no es baladí. Posiblemente lo que escribe este influenciado por esos actos que narra. No lo sé, pero el análisis que hace sobre la sexualidad de Lorca es de sillón de psiquiatra.

Anónimo | lunes, julio 24, 2017 6:03:00 p. m.

Comentarista de las 2:48

El escribir con arrobas (@), como el desdoblamiento de palabras por mor de la tiranía del lenguaje "políticamente correcto" (y gramaticalmente incorrecto) que quiere imponer ahora un sector muy "moderno" de la sociedad (fundamentalismo feminista rampante y políticos demagogos, principalmente), es también una gran tontería. Además de una "salvajada" lingüística.

Anónimo | lunes, julio 24, 2017 8:06:00 p. m.

Es difícil amigo Amigo Antonio que escritos como los de Diego Gómez no se produzcan. Fijémonos en declaraciones que se tiene como cotidianas: "Maricón el último", "no digas mariconadas", "eso que estas haciendo es una mariconada", "maricón el que no bote","eso es cosa de maricones" y etc, etc. Por desgracia aun es pronto para que en España desaparezca la homofobía. Millones de españoles han sido educados en una terrible dictadura donde la homosexualidad estaba penada y eran actos delictivos las prácticas homosexuales. Además estos españoles han sido también educados en una religión que considera pecado las prácticas homosexuales. Esto, durante muchos años ha calado de tal forma en la opinión pública que muchas personas tienen reacciones homofóbicas muchas veces hasta sin pretenderlo. Por eso, para crear un clima y un estado donde a nadie se le juzgue por su orientación sexual es necesario que poco a poco y a través de la educación estos conceptos homofóbicos vayan desapareciendo. En esto los padres juzgan un factor primordial. Igualmente Antonio es de agradecer tu aportación con las entradas en tu blog cuando descubres comportamientos que pueden suponer un insulto a todos aquellos que practican otra sexualidad distinta a la que imponía el nacional-catolicismo. Es de agradecer, por lo menos por mi parte.

Anónimo | lunes, julio 24, 2017 11:56:00 p. m.

La Iglesia solo ha considerado pecado la homosexualidad de puertas afuera. Dentro de ella hay muchos pecados por confesar y juicios por celebrar. Aún hoy levanta ampollas hablar de sexualidad y clero, homosexualidad y clero, abusos y clero. Si hubiesen abordado esos temas sin hipocresía y demagogia otra educación sentimental hubiésemos recibido las personas nacidas durante la dictadura.

Anónimo | martes, julio 25, 2017 10:02:00 a. m.

Que puede haber a veces todavía algún reducto de comportamientos homofóbicos es seguro.

Que también hay gente que tiene "iglesiacatolicofobia" es una evidencia.

Anónimo | miércoles, julio 26, 2017 1:26:00 p. m.

Ya estamos con la típica estrategia de la derecha española:o conmigo en la intransigencia o contra mí. Querido anónimo católico y votante del PP, yo no padezco esa enfermedad con la que usted trata de desviar el foco de atención ante lo que entiende un ataque contra la sacrosanta Iglesia.
Soy tan católico como usted (no creo que darse golpes de pecho públicamente o ser de comunidades o del OPUS hagan a uno más católico; y si usted cree lo contrario, re recomendaría una lectura a fondo del Evangelio), pero quiero una Iglesia limpia, honesta y transparente. Desprecio esa Iglesia -todos los practicantes somos Iglesia- hipócrita, que calla ante la injusticia; pero admiro a esa Iglesia que ayuda y da al prójimo, que tiende la mano y ayuda al desamparado. Esa Iglesia que pregona Jesús cuando echa del templo a los mercaderes, esos que se llenan los bolsillos a costa de la ignorancia ajena, que forman imágenes a las que idolatran olvidando los valores cristianos...
Ya ve usted. Soy un hereje. Y un peligro para su Iglesia,la que usted y otros como usted quieren vendernos. Al igual que quieren vendernos una única España. No diré lo de grande,pues sabemos de nuestros problemas,ni lo de libre, pues el capitalismo nos tiene atados.
Ahora arremeta usted con intransigencia, dogmatismo y sectarismo. O busque el sarcasmo y el chiste fácil de película en blanco y negro para volver a desviar el foco de atención y tergiversar mis palabras.

Anónimo | miércoles, julio 26, 2017 2:26:00 p. m.

Parte de razón tiene el Anónimo | martes, julio 25, 2017 10:02:00 a. m. al decir que hay gente que tiene "iglesiacatolicofobia".
Posiblemente a muchos miembros de la comunidad Gay no les falte razón en tenerla por los innumerables insultos que reciben de los jerarcas de la Iglesia. Hay otra gente que también tiene iglesiacatolicofobia porque no han entendido como se alinearon al lado de dictadores sanguinarios como Franco, Videla o Pinochet. No es nada que sorprende a las personas de buen juicio. Pero ésto es tema de otro hilo.

Anónimo | miércoles, julio 26, 2017 8:33:00 p. m.

Comentarista de las 1:26.

Tranquilo, hombre, tranquilo.

El tono que emplea en su comentario, y cómo se ha dado usted directamente por aludido, es la prueba del nueve de que buena parte de razón había en lo que expresé. Ya sabe, "Excusatio non petita accusatio manifiesta".

Se atribuye facultades adivinatorias y me asigna a mí con una afirmación rotunda una ideología, una filiación política y el voto a un determinado partido. ¡Qué sabra usted si voto o no voto y en caso de votar a quién voto! Cuando usted no tiene ni repajolera idea de quién soy ni de cómo pienso.

No hay que perder los papeles hombre, sacando a relucir sin razón alguna a la derecha, al PP. al OPUS, a las comunidades, a la España grande y libre (¡qué cosas!) o a las maldades del capitalismo. Por cierto, ¿considera preferible acaso el comunismo?

Por el alcance y el tono de su comentario, no afirmo como usted pero deduzco, que tal vez, que quizá, sea usted una de esas personas ideologizadas hasta el tuétano, que han ingerido demasiado pienso ideológico, que tienen multitud de prejuicios, entre ellos el prejuicio de dividir y separar a los seres humanos en bloques políticos para plantar en medio el odio, porque están presas de esa absurda dicotomía "izquierda"/"derecha", y piensan que fuera de ella no hay nada y que todo el mundo está incurso en ella. Usted sabrá si se reconoce o no en esas características.

Pues conmigo, en ese aspecto, ha pinchado totalmente en hueso. Yo prefiero tener simples ideas, no "ideología", que es cuando las ideas pasan a estar envenenadas por los prejuicios y el sectarismo, como le ocurre a tanta gente.

La Iglesia Católica, como toda obra conducida por seres humanos, tiene luces y sombras. Hay gente que está siempre alerta ante el más mínimo desliz y dispuesta a enfatizar sólo las sombras, sean éstas reales o inventadas, soslayando y escondiendo a su vez todas sus muchas luces, porque éstas no les interesan. Estos son los "iglesiacatólicofobicos" a los que aludí. Los mismos, generalmente, que de forma paradójica encuentran, ahora sí, atenuantes o justificación para defender las barbaridades que provienen de otras confesiones religiosas. ¿Hago como usted y digo que éstos son los de la "izquierda" y votan al partido X?

Sabe usted perfectamente que en su contacto directo con Cristo, ya el primer papa de la Iglesia, elegido por Él, como humano que era, también tuvo sombras, pero yo prefiero quedarme preferiblemente con sus luces.

"Ahora arremeta usted con intransigencia, dogmatismo y sectarismo",dice usted, precisamente usted, que ya me ha asignado a mí con ¿dogmatismo?, con ¿sectarismo?, con ¿intransigencia?, una filiación política y una papeleta del PP en la urna.

Como usted me recomienda una lectura a fondo del Evangelio, que yo agradezco, le he hecho caso y he encontrado un pasaje bíblico, que aplicándomelo por supuesto primero a mí, le dedico especialmente a usted:
"¿Por qué miras la paja que hay en el ojo de tu hermano y no ves la viga que está en el tuyo?¿Cómo puedes decir a tu hermano:"Hermano, deja que te saque la paja de tu ojo, tú que no ves la viga que tienes en el tuyo? ¡Hipócrita!, saca primero la viga de tu ojo, y entonces verás claro para sacar la paja del ojo de tu hermano" (Lucas 6, 41-42)

Anónimo | jueves, julio 27, 2017 10:46:00 a. m.

"No juzguen y no serán juzgados":Lucas: 6, 27-38 y abogados del PP del caso Gurtel.
Creo que el anterior comentarista hace bien en quejarse de que lo asimilen al PP. Por lo que explica lo veo mas cerca del comunismo-libertario o del anarco-sindicalismo que de la derecha. Lo digo por lo de la paja y la viga.

Anónimo | viernes, julio 28, 2017 9:49:00 a. m.

Comentarista de las 10:46.

Yo en cambio a usted lo veo como madurista-chaveziano.

Lo digo por la mamarrachada que ha puesto.

Anónimo | viernes, julio 28, 2017 10:02:00 a. m.

Querido anónimo de las ideas,no voy a perder el tiempo argumentando nada. Sólo le pido que se deje de demagogia de derechas. Tal vez sepa más de usted de lo que usted mismo cree. Sin duda, se ha definido usted ya, religiosa y políticamente:tópicos como persona de ideas y no de ideología,la enfermiza obsesión con Venezuela... Eso se estila mucho en los de su estirpe y nos lo venden. Que sepa usted que yo sí soy de izquierdas, que aborrezco las siglas borreguiles de los partidos políticos, que intento tener sentido crítico y que, obviamente, condeno lo que sucede en Venezuela, pero también la corrupción del PP, que si le gustan las matemáticas, podrá comprobar que es el partido más corrupto. También critico las dictaduras de cualquier signo, las barbaridades cometidas en cm nombre de cualquier religión y , entre estas, esos deslices pequeños y sin importancia -vergüenza deberia darle decir eso teniendo hijos- cometidos por esos que usted defiende como si le fuera la vida en ello en todo el mundo, desde nuestra comarca hasta Australia.
Pero claro querer un mundo sin injusticias ni abusos es un pecado ante el que usted y los que piensan como usted siempre reaccionan con demagogia barata y desviando el foco.

Anónimo | viernes, julio 28, 2017 6:05:00 p. m.

"no voy a perder el tiempo argumentando nada" (?)

"eso se estila mucho en los de su estirpe" (!)

Anónimo | lunes, julio 31, 2017 10:55:00 a. m.

La Ley sobre Peligrosidad y Rehabilitación Social de 1970 incluyó la homosexualidad con penas de hasta cinco años de internamiento en cárceles o manicomios para los homosexuales. En 1979 se eliminasen varios ar­tículos entre ellos el referente a «los actos de homosexualidad. Esta ley no fue derogada completamente hasta el 23 de noviembre de 1995. Lo cuento para que sepamos en que pais vivimos. ¿como no va a haber homofobía si hasta hace "cuatro dias" eran considerados delincuentes?. Por eso los sectores que estaban cómodos con la dictadura como la derecha y la Iglesia Católica les cuesta reconocer la igualdad de derechos de los homosexuales. Solo hay que fijarse la que montaron con la ley de matrimonio de personas del mismo sexo. La derecha protestó todo lo que pudo y la Iglesia aun no la acepta.

Anónimo | martes, agosto 01, 2017 9:02:00 p. m.

Sí, es que lo que piensa y dice la Iglesia es siempre tremendo.

Fíjate como será de horrible, que se atreve a denunciar como algo espeluznante y contrario a su doctrina el hecho de que una mujer pueda liquidar cuando quiera mandándolo a la trituradora a su propio hijo concebido pero no nacido. Cuando lo que procede, como dice la maravillosa y progresista izquierda, es que cualquier mujer pueda tener como un derecho propio el poder liquidar a su propio hijo concebido pero no nacido cuando lo estime oportuno, esto es, que tenga el derecho a impedirle nacer a su propio hijo, interrumpiendo el embarazo, cuando le dé la gana. Si puede deshacerse de una verruga que es suya cuando quiera, por qué no va a poder deshacerse cuando quiera de algo (un hijo que pretende nacer) que lleva dentro de su cuerpo.

Y dije interrumpir el embarazo porque ya se sabe que todo lo que se interrumpe luego puede volver al status anterior a la interrupción, como es este caso. Porque lo procedente es decir interrupción del embarazo, no aborto, como dice la maligna derecha y su cómplice la Iglesia, que sólo piensan en favorecer a los más fuertes y a los más poderosos, como por ejemplo en este caso a los concebidos no nacidos.

Por eso, lo mejor es ser de izquierdas, y si es posible de algún grupo que se financie por un país que esté gobernado por un régimen religioso pero no católico, por ejemplo Irán, donde tratan muy bien a los homosexuales (o mariconsones, como dicen cariñosamente los admirados líderes democráticos Maduro y Castro)

Y, de todas formas, seamos listos y sigamos por supuesto permanentemente con la división edificante que nos conduce a la concordia entre la izquierda y la derecha, para seguir los buenos consejos del sabio español Ortega y Gasset: "Ser de la izquierda es, como ser de la derecha, una de las infinitas maneras que el hombre puede elegir para ser un imbécil: ambas, son formas de la hemiplejia moral" (Prólogo de "La rebelión de las masas").

Anónimo | martes, agosto 01, 2017 10:04:00 p. m.

¿Toda la derecha y toda la iglesia estaban cómodas al 100% con la dictadura? ¿toda?

Anónimo | viernes, agosto 04, 2017 1:31:00 p. m.

Al Anónimo | martes, agosto 01, 2017 10:04:00 p. m. aunque su reflexión escapa a este hilo que trata sobre la discriminación que sufren los homosexuales si le quiero comentar que efectivamente, no toda la Iglesia apoyó a Franco y su dictadura. Fueron numerosos los sacerdotes que fueron asesinado durante la guerra por el bando fascista. Aquellos curas que se opusieron al golpe de estado o se enfrentaron con los fasciosos fueron eliminados. Pero estos curas que perdieron su vida por su fe en Jesucristo y por la lucha de la libertad fueron silenciados por el estado y por la propia iglesia. Esos sacerdotes no serán declarados mártires ni serán beatificados o santificados como si ocurrió con aquellos que fueron asesinado por los rojos. Este doble rasero causa verguenza e indignación a todos aquellos que creemos en la palabra de Cristo. Igualmente de acuerdo con el anónimo que critica el aborto. No deberíamos consentir que este gobierno de derechas no derogue las leyes que permiten que una mujer pueda liquidar cuando quiera mandándolo a la trituradora a su propio hijo concebido pero no nacido. Es terrible que en este gobierno de PP donde se ha sentado en su consejo de ministros personajes del OPUS permita tal aberración. Deseando estoy que la jerarquía eclesiástica nos convoque a salir a la calle para enfrentarnos a este gobierno que no cumple lo que dijo. A los del PSOE ya les dimos caña acompañando a nuestros pastores por este motivo. Al PP le debemos hacer igual. Debemos tomar las calles para denunciar esta aberración. Ha tenido una mayoría absoluta y lo único que hizo fue maquillar la ley pero no entró en el fondo de la cuestión y hoy dia se sigue practicando el asesinado de los no nacidos con su beneplácito o con su pasividad.

Anónimo | sábado, agosto 05, 2017 12:17:00 a. m.

Al anónimo de agosto 4 2017 1:31:00 p.m.que opina que mi reflexión escapa al tema tratado, léase completo por favor al anónimo de 31 de julio 2017 10:55:00 a.m. Gracias.Por otro lado nada comenta al respecto sobre la derecha y su supuesta comodidad durante la dictadura. No toda ella al 100% era franquista

Anónimo | sábado, agosto 05, 2017 12:45:00 p. m.

Al comentarista que dice ser de izquierdas ("una de las infinitas maneras que el hombre elige para ser un imbécil", según Ortega y Gassett) y luego, aparentemente, es apasionado y ferviente contrario -ejerciente y militante- del aborto en todas sus manifestaciones y posibilidades, yo le pediría que fuera coherente, y que el mismo ardor y energía que le pone a la crítica feroz contra la "derecha" (otra manera de elegir ser un imbécil, según Ortega y Gasset) y la Iglesia, sus dos patológicas obsesiones, se lo pusiera también a la crítica hacia la "izquierda" con la que simpatiza y al fundamentalismo feminista (convertido en lobby temible, y temido también por el PP), que son los principales responsables de que la aberración abortista siga su curso; aunque atenuada ahora frente a las pretensiones y aspiraciones irrenunciables de la "izquierda" y el fundamentalismo feminista.

Se lo digo porque usted, como adalid y paladín de la justicia, y no siendo en ningún caso ni un cínico ni un demagogo (ya sabe lo que puso usted antes: "Pero claro querer un mundo sin injusticias ni abusos es un pecado ante el que usted y otros que piensan como usted siempre reaccionan con demagogia barata y desviando el foco") tiene mucha más fuerza y superioridad moral que yo, que, a diferencia de usted y según usted, no quiero un mundo sin injusticias ni abusos.

Publicar un comentario