BLOGDROCHES Actualidad

Blogs de autor

Políticos

Filmoteca Solienses

Correo

La crispación y la oposición


Eduardo Lucena, concejal de Turismo, Promoción y Festejos del Ayuntamiento de Pozoblanco, durante su comparecencia el pasado jueves.

El concejal Eduardo Lucena, adalid de la política líquida en Pozoblanco, ha vuelto a hacerlo. Esa vertiginosa necesidad de novedades continuas, que se resuelven en nada pero se presentan con términos explosivos: "el ayuntamiento revoluciona la oferta turística" (¡Peligro! Una vez gastado el término "revolucionar", ya muy alto, nadie sabe qué vendrá después que lo supere, según exige el ritmo frenético de los tiempos. Atentos, como diría Miguel Ángel). Lucena ha hecho balance de su trabajo en la concejalía de Turismo, Promoción y Festejos durante estos últimos años para concluir él mismo que ha desarrollado un brillante modelo de gestión que todo el mundo envidia.

Pero a lo que me refiero cuando digo que ha vuelto a hacerlo es a lo de la crispación: "A Pozoblanco antes se le conocía por la crispación", dijo, arrogándose, lógicamente, el mérito de haber acabado con ella. Pero resulta que la crispación política desaparece en Pozoblanco solo cuando el PP está en la alcaldía, lo que llevaría a pensar que, en realidad, son ellos los que la provocan cuando están en la oposición. Si ahora en Pozoblanco no hay crispación se debe, sencillamente, a que la actual oposición actúa de otra manera. O mejor aún, a que no hay oposición. Anda por ahí dormida y cuando despierte será ya demasiado tarde.

6 comentarios :

Anónimo | lunes, febrero 18, 2019 9:36:00 a. m.

La derecha sabe que en el entorno de la crispación y la corrupción se mueven como pez en el agua. Cuando no están en el poder necesitan crear crispación ya que esto les da buenos resultados electorales. Y para que haya una buena corrupción necesitan estar en el poder. No olvidéis que el PP es el partido mas corrupto de Europa y apenas le pasa factura en sus resultados electorales.

Anónimo | lunes, febrero 18, 2019 10:37:00 a. m.

Todo su articulito, y otros muchos parecidos en la misma sintonía, sin embargo, me llevan a mí a pensar que usted emplea muy habitualmente la ley del embudo, esto es, lado ancho para sus amiguetes y lado estrecho para los otros que, se ve a la legua, le caen a usted muy mal. Y, para mí, eso no es otra cosa que manipulación, distorsión, contaminación y tergiversación. Además de sectarismo.

¿Los problemas devenidos y la crispación reinante por la situación que se derivó con la tristemente famosa entonces concejala no adscrita fue culpa del PP? ¿Que el señor García de Torres se quedara solo gobernando porque se fueron asqueados (o expulsados) todos sus compañeros de gobierno también fue culpa del PP? ¿Que en el gobierno conjunto PSOE y CDeI, los líderes no solo no se hablaran sino que se detestaban y además que allí no se respetaran ciertos pactos internos cuando el PSOE para mantener el sillón de la alcaldía aprovechó deslealmente el asunto de la concejala no adscrita fue culpa del PP?

El PP tendrá su cuota de responsabilidad en la crispación, por supuesto, pero de ello a atribuirle la responsabilidad casi total va un abismo.

Y es cierto que, para mí, Lucena es muy dado al absurdo e improcedente autobombo, y muy frágil cayendo en las garras del snobismo, chachi piruli, superfashion, super guay, slow music y chorradas por el estilo, pero también es verdad que trabaja bastante, se mueve y busca con mayor o menor acierto el dinamismo que combata la modorra latente.

Anónimo | lunes, febrero 18, 2019 6:31:00 p. m.

Ya estamos hartos de tanto escaparate. Basta de estar todo el día chupando cámara y micrófonos. Parece que hacer y cumplir con las obligaciones del día a día es un mérito. Es lo que hacemos todos los ciudadanos y no estamos todo el día en la tele, en las inauguraciones, presentaciones, etc. Parece que cumplir con su obligación es honorífico y meritorio. Como si el montante dinerario que manejan no diera para eso y para mucho más. No damos a basto...todo el día están en la tele y en los micros. Pero oooooyeee...que los demás también trabajajos y hacemos cosas...¡Pero con muchíiiiisimo...muchiiiiiisimo menos dinero! Esto no deja de ser una subvención constante en todo. Seguro que sale fabulosa también la Feria del Libro (sería escandaloso que no fuera así después de tantísimo bombardeo...).

Anónimo | lunes, febrero 18, 2019 10:54:00 p. m.

Totalmente de acuerdo con el artículo. La crispación que generó la división de la población taruga, vino generada por la derechona que utilizando en los inicios aquella Plaza Pública, echó a la calle a sus seguidores con la justificación de la esquina de la Avda. Marcos Redondo, y a partir de ahí fue su modus operandi la crítica destructiva. Ejemplos son la crítica al Recinto ferial, al teatro el Silo, a la Fundación Aurelio Teno, al intento de peatonalizar la calle mayor...todo absurdo y sin sentido. Resulta que desde aquellos tiempos, en Pozoblanco no se ha hecho absolutamente nada trascendente. ¿Pero qué bien estamos,verdad?

Anónimo | viernes, febrero 22, 2019 1:18:00 a. m.

Pues sacar pecho de una manera tan poco sutil y tan burda ya define que tipo de persona es, pero bueno, son el perfil del que termina siendo alcalde. La economía circular esta de la que habla, bueno, que me enseñe los datos por completo, y no asumir equivocaciones como la de las jornadas gastronómicas, un auténtico fracaso, o la buena gestión del slow, esa que dice que si existen pérdidas las cubre el ayuntamiento y no la empresa organizadora... es que ya con ese trato, o ese negocio, sería un motivo para decir, señores, no valgo, me voy.... Carne de alcaldía antiintelencia es este señor

Anónimo | viernes, febrero 22, 2019 1:19:00 a. m.

Por cierto, el turismo con la gestión de este señor ha aumentado exponencialmente, solo hay que dar un paseo a diario por la calle mayor

Publicar un comentario